Universitarios, fuera de juego

Universitarios, fuera de juego

Imagina por un momento que entras a una ephoto-1472772224448-b24d00409675ntrevista de trabajo (dicen que hay pocas, pero tú eres muy bueno y lo sabes, así que has conseguido una y ahí estás), imagina ahora que le muestras tu CV al entrevistador: él mira el CV, te mira a ti, mira de nuevo el CV y te dice “eh, aquí tienes un apartado de aptitudes y pones que eres muy bueno en el trabajo en equipo, cuéntame ¿has trabajado mucho en equipo?” y tu respondes “oh sí, por supuesto, he hecho millones de trabajos en la universidad, y se me da genial, soy un crack del trabajo en equipo” ¿Te imaginas? Game over.

El trabajo en equipo es mucho, muchísimo más que hacer un trabajo en grupo. Hacer un trabajo en clase implica rodearse de personas que están estudiando exactamente lo mismo que tú, que tienen conocimientos muy similares, que han recibido las instrucciones de la misma forma y que tienen una perspectiva casi idéntica a la tuya sobre ómo gestionar el trabajo… no vale (y ellos lo saben). ¿Eso ocurrirá cuando llegues a cualquier departamento del lugar donde trabajes? Desgraciadamente no.En la vida real, se trabaja con personas de diferentes carreras y especialidades, con otros departamentos que tendrán objetivos que ligeramente distarán de las órdenes que tú recibiste, pero es que, además, tendrás que lidiar posiblemente con personas de diferentes procedencias, con perspectivas completamente distintas a las tuyas porque tendrán un recorrido de vida completamente diferente, más o menos años de experiencia en el puesto, algunos serán  jefes, otros mandos intermedios o mandos más bajos. En fin, todo un mundo.

Enciende tu universidad

como dijo Mijail A. Bakunin, “la uniformidad es la muerte; la diversidad es la vida”.

Y ahí estás tú, en tu entrevista, diciendo que sabes trabajar en equipo… ojalá, ojalá la universidad nos mezclara entre carreras y cursos para practicar, pero mientras no sea así corre de nuestra cuenta…  Si de verdad queremos conocer la realidad del trabajo en equipo ¿Qué mejor manera que trabajar en equipo? Cosas como unirse a proyectos, crearlos, unirse a concursos, crearlos, unirse a organizaciones, voluntariados, equipos de deporte y todo tipo de experiencias que te acerquen a trabajar con personas muy diferentes a ti, no solamente enriquecen el CV y te dan un gran argumento frente al entrevistador, sino que además te hacen crecer como individuo y como profesional.

Participar cuanto antes en grupos de trabajo muy diversos, con personas del todas las procedencias y especialidades hará que veas todos los ángulos de los proyectos y del mundo, ángulos que ahora mismo tienes muertos; te hará abrir los ojos a nuevas formas de crear y de aprender, te enseñará nuevos métodos de trabajo, formas de interacción y además te dará verdadera experiencia en la gestión del trabajo con personas. Porque, al fin y al cabo, ¿qué es el trabajo en equipo sino la unión de la fuerza y los conocimientos de un grupo de personas que enfocan su potencial hacia un mismo objetivo? Amplia tu abanico, trabaja en la diversidad y entonces no tendrás que poner nada en tu CV sobre si sabes o no trabajar en equipo, tus experiencias hablarán por ti, y toda la gente con la que has trabajado, también.